Terremoto en Chile: gran terremoto en la costa pero no se espera tsunami

Terremoto en Chile: gran terremoto en la costa pero no se espera tsunami

Un poderoso terremoto de magnitud 7,1 golpeó la costa oeste de Chile, sacudiendo la capital Santiago y generando al menos dos réplicas significativas.

De acuerdo con una evaluación realizada por los servicios de emergencia chilenos, no se percibieron inmediatamente daños mayores. La Marina de Chile y el Centro de Alerta contra los Tsunamis del Pacífico dijeron que el terremoto no causaría un tsunami.

El terremoto se concentró a 35 kilómetros al oeste de la ciudad costera de Valparaíso, a una profundidad de 6,2 millas (10 km) por debajo del lecho marino, según dijo el Servicio Geológico de Estados Unidos.

Las autoridades chilenas ordenaron inicialmente una evacuación preventiva de la zona costera cerca de Valparaíso, a unos 60 kilómetros al oeste de Santiago, en caso de un tsunami, pero la cancelaron poco después.

¿Cómo logró Chile sobrevivir a su reciente terremoto prácticamente ileso?

Un terremoto de magnitud 7,1 es capaz de causar graves daños, pero los efectos de éste se habrían mermado porque estaba en alta mar. Al menos dos réplicas de magnitudes 5.0 y 5.4 fueron registradas en el mismo lugar y se pudieron sentir en Santiago.

Chile, ubicado en el llamado “Anillo de Fuego del Pacífico”, tiene una larga historia de terremotos mortales, incluyendo un terremoto de 8,8 grados en 2010 frente a la costa sur-central, que también provocó un tsunami que devastó las ciudades costeras. Ése fue el sexto terremoto más grande jamás registrado, según el USGS. El mayor temblor registrado en la historia fue también en Chile, un terremoto de magnitud 9,5 en 1960.
Carretera afectada por el terremoto en Chile

Otro gran terremoto de magnitud 7,6 sacudió el sur de Chile el día de Navidad de 2016, lo que llevó a miles de personas a evacuar las zonas costeras, pero no se reportaron muertes ni daños mayores en la región.

El largo y delgado país se extiende a lo largo de la frontera entre dos placas tectónicas, con la placa de Nazca bajo el Océano Pacífico Sur empujando hacia la placa de América del Sur, fenómeno que también formó la cordillera de los Andes.

Las fuertes lluvias en Chile provocan grandes inundaciones en el país

Las fuertes lluvias en Chile provocan grandes inundaciones en el país
Las fuertes lluvias durante los meses de verano, normalmente secos, provocaron deslizamientos de tierra e inundaciones, dejando tres muertos y 19 desaparecidos.

Millones de personas están sin agua después de las fuertes lluvias que afectaron a Chile durante el fin de semana. Las lluvias, que provocaron grandes inundaciones en los valles de las montañas cerca de Santiago, aislaron a 373 personas, según indicó el servicio de emergencia Onemi en la tarde del domingo.

Los equipos de emergencia continúan trabajando en las inundaciones

El abastecimiento de agua potable para más de un millón de hogares en Santiago fue afectado, y Aguas Andinas, la empresa que provee de agua a la capital, dijo que las lluvias estaban dificultando las reparaciones. Agence France-Presse estima que cuatro millones de personas se vieron afectadas.

consecuencias de las graves inundaciones en chile

“Los equipos de emergencia están trabajando sobre el terreno para alcanzar a los lugares donde se encuentran personas aisladas y restablecer el suministro de agua tan pronto como sea posible,” según escribió en Twitter la presidenta de Chile, Michelle Bachelet.

En el valle de San José de Maipo, justo al lado de la ciudad, los equipos de emergencia tuvieron que limpiar las carreteras llenas de residuos acumulados por las inundaciones antes de evacuar a los residentes.

Es la segunda gran temporada de inundaciones que golpea el centro de Chile en el último año. En abril, las fuertes lluvias azotaron el valle de San José de Maipo, matando una persona y provocando el cierre de la producción en algunas de las minas de cobre más grandes del mundo.

 

Rescatada la tripulación de la expedición Kon-Tiki 2 en la costa de Chile

Rescatada la tripulación de la expedición Kon-Tiki 2 en la costa de Chile

La Armada de Chile rescató a 14 tripulantes a bordo de las dos balsas de la expecición Kon-Tiki 2 después de que fueran arrastradas por las fuertes corrientes a cientos de millas de la costa chilena. Las balsas, llamadas Rahiti Tane y Tupac Yupanqi, zarparon a principios de enero desde la Isla de Pascua, en el Océano Pacífico, hacia la ciudad portuaria de Valparaíso, Chile. Sin embargo, las corrientes fuertes los alejaron del curso.

Algunos miembros de la tripulación Kon-Tiki 2

La Armada de Chile dijo en un comunicado que las balsas estaban a unos 994 kilómetros al oeste de Puerto Montt, en el sur de Chile. La Marina envió un buque a unas 200 millas náuticas (370 kilómetros) de distancia de las balsas más un avión para seguirlas desde el cielo.

La tripulación de Kon-Tiki 2 envió una señal de socorro el miércoles pidiendo ayuda.
Más tarde, el jueves, las autoridades informaron de que las 14 personas que se encontraban en las balsas fueron rescatados por el Hokuetsu Ushaka, de Vanuatu, que era el barco más cercano.

La expedición Kon-Tiki 2

El sitio web oficial de Kon-Tiki 2 informó que el grupo había estado navegando para documentar el cambio climático, la contaminación y la vida marina en el Pacífico.
En un comunicado, el líder de la expedición, Torgeir Higraff, dijo que estaban abortando el viaje por razones de seguridad.

“En un año normal, ya habríamos llegado a Sudamérica”, dijo Higraff. “En cambio, estamos a 900 millas náuticas (1650 km) de tierra y las previsiones meteorológicas no son prometedoras, la tripulación está en buen estado de salud y no hay situaciones de emergencia”. Entre la tripulación se encontraban ciudadanos de Noruega, Perú, México, Nueva Zelanda, Rusia y Suecia.

El original Kon-Tiki

El original Kon Tiki zarpó en 1947 desde Perú. La expedición fue dirigida por el noruego Thor Heyerdahl, quien estaba tratando de probar su teoría de que los vientos y las corrientes marinas permitieron viajes de navegación prehistóricos entre Sudamérica y la Polinesia.

Después de 101 días, Heyerdahl y cinco tripulantes llegaron a la isla de Raroia en el archipiélago Tuamoto. Tiempo después, fue publicado un libro sobre la expedición que fue traducido a decenas de idiomas. En 1951, la película de Heyerdahl sobre la famosa expedición Kon-Tiki ganó un Oscar.